Distinguidos Maestros de la CONAPEME: 
Con mucho cariño, reciban una afectuosa felicitación con todo mi respeto y admiración por la excelente labor realizada desde la fundación de nuestra confederación .
Gracias a su decidido esfuerzo y gran visión somos la agrupación líder en la educación médica de la pediatría nacional. En este día tan emotivo y especial en el cual les reitero mi reconocimiento, los convoco también a continuar por el camino que tan noblemente hemos elegido y sumar nuestros esfuerzos día con día y año con año para que con la calidad y excelencia que nos caracteriza sigamos formando como desde hace muchos años a los lideres de la pediatría mexicana que hoy por hoy conforman nuestra gran familia CONAPEME

Dra. Maria soledad Millán Lizárraga

Presidente 

CONAPEME

Ha pasado una semana de la finalización del 51 Congreso Nacional de Pediatría CONAPEME y que tuvo lugar en Guadalajara, la perla de Occidente o la perla Tapatía. El mayor evento de pediatría en habla hispana de México y posiblemente del mundo en español. Y hoy regresan los recuerdos, porque re-cordar… es volver al corazón. 
 
Durante 4 días, 6000 pediatras se dieron cita durante cuatro días en Expo Guadalajara, con decenas de actividades científicas y cientos de profesores, de ellos 33 invitados de otros países, fundamentalmente de hospitales y universidades de Estados Unidos. De España, dos representantes: la poetisa Magdalena S. Blesa y  el honor personal de ser el pediatra de la Asociación Española de Pediatría en este evento, verdadera fiesta científica por y para la infancia. Una agradable conjunción de ciencia y arte, de técnica y humanización. 
 
Cuatro días intenso y extensos con seis participaciones académicas, tres talleres sobre Literatura, Cine y Pediatría (dos con pediatras y docentes, y uno con residentes), dos Conferencias Extraordinarias y el honor de realizar la Conferencia de Clausura, un acto mágico e inolvidable que vale la pena recordar más adelante. 
 
Y tras este congreso y estos recuerdos, viene a la memoria el pensamiento de José Clemente Orozco, el muralista por antonomasia de la ciudad de Guadalajara: “Si no hubiera sido pintor, hubiera querido ser pintor”. Y quizás valga la pena transformar la frase como “Si no hubiera sido pediatra, hubiera querido ser pediatra”. 
 
Un congreso para vivir, viajar y escribir… según el lema de Robert L. Stevenson. 
 
Porque VIVIR es la clave Y como el propio Stevenson expresaba: "Ser lo que somos y convertirnos en lo que somos capaces de ser es la única finalidad de la vida". Una vida donde tengamos más evolución y menos necesidad de revolución implicará una vida bien orientada.
 
Porque VIAJAR es la mejor enciclopedia, aquella que nos hace más cultos, más globales, más generosos y más sensibles.
 
Porque ESCRIBIR es una forma de conectar el corazón y el pensamiento con el mundo que nos rodea y quienes nos rodean.
 
Viajar, vivir y escribir con los muchos colegas pediatras mexicanos. Un honor y un placer compartir estos momentos